Abre sus puertas la heladería ‘La Caló’ en Alameda Principal

164

La heladería ‘La Caló’ abre sus puertas en la nueva Alameda Principal. También es un espacio de cafetería en el que tanto los dulces como los helados son de cosecha propia

Un nuevo proyecto, ahora que la Alameda es un lugar para pasear. Ayer por la tarde tuvo lugar la inauguración de ‘La Caló’, un nuevo espacio propulsado por muchos de los socios de El Pimpi, que no solo pretende ser una heladería, sino también servir cafés y productos de pastelería, tanto ‘take away’ como terraza.
Sin ser una multitudinaria fiesta de inauguración – es muy probable que la haya dentro de algunas semanas – fueron muchos los amigos y clientes los que se desplazaron a probar los nuevos helados y pasteles que ofrece el establecimiento que desde ayer funciona ‘non stop’.


Pepe Cobos, Elena Cobos y Pablo Gonzalo – socios junto a Chico y Antonio Banderas – fueron los que recibieron a los asistentes, mientras explicaban las funcionalidades del proyecto. Entre las caras conocidas que se desplazaron a apoyar esta idea destacó también la de Azahara Margon, actriz afincada en la ciudad.Uno de los socios, Pablo Gonzalo, explicó en declaraciones a este periódico los entresijos de este nuevo espacio, que generó mucha expectación entre los viandantes: «Este espacio no es solo una heladería, en el que por cierto el helado de Málaga Virgen hay que probarlo. También es un espacio de cafetería en el que tanto los dulces como los ya mencionados helados son de cosecha propia. Tenemos mucha ilusión con este proyecto, en el que poco a poco iremos implementando nuevos productos», relataba mientras razonaba que la nueva funcionalidad de la Alameda les hace tener mucha más fuerza.


Este establecimiento, pese a tener a los dueños de El Pimpi detrás, es un espacio independiente, en el que esperan cosechar ese público fiel que tienen conseguido en su otro proyecto. «La ubicación nos encanta y tenemos muchas ganas de que los malagueños lo prueben»El grupo El Pimpi sigue creciendo en Málaga de la mano de nuevos proyectos empresariales. A la histórica bodega ubicada en la calle Granada se le van a sumar en breve una frutería y una heladería. Este último proyecto se llamará La Caló y abrirá el próximo miércoles 11 en la recientemente renovada Alameda Principal, en el local en el que antes se ubicaban las oficinas de la EMT entre Soloptical y el bar El Pueblo (en el número 15).


El nuevo negocio contará con dos puntos de venta diferenciados: por un lado tendrán un mostrador de helados de producción artesanal, y por el otro un espacio para la venta de cafés para llevar, batidos, zumos y pastelería. Todos los productos se elaborarán en un obrador propio que se instalará en la primera planta del local. Desde este espacio también se abastecerá de helados y pasteles a la bodega El Pimpi.


El gerente de la bodega, Pablo Gonzalo, explica que La Caló surge tras comprobar la buena acogida que tienen los helados en El Pimpi, en donde sólo tienen varios sabores propios. A partir de ahora todos los helados serán de elaboración propia y utilizarán fruta de la huerta propia que tienen en el Valle del Guadalhorce para los sabores que lo permitan.


La decoración del local será moderna y en el techo estarán representadas diferentes frutas de la huerta malagueña. Inicialmente abrirán de 10 a 1 horas de forma ininterrumpida y todos los productos están pensados para el modelo de ‘take away’.