Agricultura ecológica: motor del desarrollo económico en Granada

19

Así se calificó esta práctica en el seminario “Producción y Alimentación Ecológica en Europa”, organizado en la provincia

El presidente de la Diputación de Granada, José Entrena, destacó durante el seminario que Granada es la provincia andaluza con mayor crecimiento en producción ecológica y también un territorio “pujante” en lo que refiere al número de empresas y operadores de producción ecológica. “La agricultura ecológica debe ser clave en la economía de la provincia, uno de nuestros motores, un elemento de desarrollo, de bienestar colectivo, es decir, una fuente de crecimiento y de cohesión territorial”, afirmó

Entrena participó en la inauguración del seminario Producción y Alimentación Ecológica en Europa en el Parque de las Ciencias, unas jornadas organizadas por la Oficina del Parlamento Europeo en España en colaboración con varias entidades como el Centro de Información Europe Direct de la institución provincial. 

El presidente, que estuvo acompañado de la directora de la Oficina del Parlamento Europeo en España, María Andrés, y el alcalde de la ciudad, Luis Salvador, expresó su agradecimiento al Parlamento por elegir Granada “para debatir sobre la producción y la alimentación ecológica ya que sitúa la provincia como un territorio relevante europeo en lo que respecta a la ecología vinculada a la producción agraria”. 

Asimismo, el presidente de la Diputación afirmó que ser la sede de un seminario como este es una oportunidad para la provincia y un reconocimiento al trabajo que se desarrolla entorno el sector agrícola, y es que, “la provincia granadina es eminentemente rural, donde el sector agrícola tiene un peso muy significativo en la economía provincial”.

Durante el 2018 la provincia granadina se convirtió en uno de los referentes del sector agroalimentario ya sea mediante la plantación de hortaliza, que generó 624,8 millones de euros en términos de producción el año pasado, la recolecta de oliva, y los 300 millones de euros generados, o el cultivo de espárrago y frutas subtropicales que aportaron 58 y 30 millones de euros respectivamente. Además es importante destacar que, en lo que respecta a la producción ecológica, Granada es líder andaluza en superficie cultivada de almendra con 27.000 hectáreas cultivadas el año pasado. 

“Quiero destacar la calidad de nuestra producción agrícola y el esfuerzo de nuestro sector agroindustrial para seguir avanzando y consolidarse como uno de los motores de desarrollo de Granada”, explicó José Entrena, “de hecho, Sabor Granada, nuestra marca de promoción de productos agroalimentarios, impulsada por la Diputación de Granada, es un proyecto de desarrollo que contribuye a incrementar la riqueza y el empleo de la provincia y una estrategia de apoyo al sector agroalimentario que crece a un ritmo exponencial”, concluyó Entrena que, además, ha asegurado que sin la implicación de las distintas administraciones públicas en esta tarea sería imposible que Sabor Granada estuviera formada por 214 empresas granadinas y un total de 848 productos. 

La producción ecológica como motor de crecimiento

Como ha dicho José Entrena, como parte del éxito de este trabajo están los recursos que la Unión Europea pone a disposición de las regiones a través de las políticas de desarrollo rural y agraria que, año tras año, llegan a la provincia en la forma de subvenciones, inversiones públicas o proyectos concretos de desarrollo rural o agrario. Se estima que las ayudas de los programas y fondos europeos al medio rural granadino han supuesto cerca de los 175 millones de euros.

El presidente ha aprovechado la participación de la institución provincial para “instar al Parlamento Europeo y al resto de instituciones de la Unión Europea a continuar trabajando en medidas como las incluidas en el nuevo reglamento sobre producción ecológica y etiquetado de productos ecológicos que entrará en vigor el próximo 1 de enero de 2021, tan importantes para que las producciones locales de provincias como la nuestra sean competitivas, sostenibles, seguras y cuente con procedimientos de certificación adecuados”.

Igualmente, Entrena ha expresado que la Diputación espera que el nuevo Programa de Desarrollo Rural que se está definiendo para el próximo periodo de programación 2021- 2027, así como la futura Política Agraria europea, dé respuesta a las necesidades reales del campo granadino y de las sociedades y empresas de nuestro medio rural.