Cómete el “Ultravioleta” de Pantone, color del año 2018

113
ciruela

Más esperado que el posado veraniego de Ana Obregón, el color del año ya ha sido desvelado por Pantone. Del natural “Greenery” de 2017 pasamos al galáctico y mágico “Ultraviolet” de 2018.

En breve, escaparates, pastelerías y cuentas de instagram se teñirán de este color futurista y optimista con una potente carga emocional que apela a la consciencia y al pensamiento visionario con un toque muy original de guiños ingenuos.

Los púrpuras enigmáticos también han sido durante mucho tiempo un símbolo de contracultura, no convencionalidad y brillantez artística.

PANTONE 18-3838 Ultra Violet simboliza la experimentación y la falta de conformidad, estimulando a los individuos a imaginar su marca única en el mundo y empujar los límites a través de salidas creativas.

Y como la cocina también nos brinda una enorme oportunidad para sacar nuestro lado más creativo, 2018 será un año perfecto para sacarle el jugo a los siguientes alimentos y embriagar nuestros sentidos del poder del Ultravioleta.

Además de bonitos, los alimentos de este color son muy interesantes nutricionalmente, ya que  contienen antocianinas, las responsables de darle el color morado, azul y rojo a algunas frutas. Al igual que los antioxidantes, las antocianinas protegen contra el daño celular de los radicales libres.

Somos lo que comemos, así que prepárate para comer creatividad, imaginación y transformación:

Zanahoria morá

Más malagueña que la Alcazaba, la zanahoria morá juega a ser parte de la paleta de Pantone en cremas, guisos y jugos. Combínala con calabaza para resaltar toda su magia.

Berenjena

¿Frita y con miel de caña? ¡Nos encanta! Pruébala también en lasañas vegetales o en el delicioso paté Baba Ganoush.

Boniato morado

Otra delicia de nuestra tierra que sorprende en purés, cremas y tartas. Sí, como lo lees. La tarta de boniato morado está más de moda que nunca. Es fácil de hacer y tiene una versión vegana y sin gluten para chuparse los dedos.

Coliflor morada

Una crucífera repleta de antocianinas que nos aportan antioxidantes. Experta en cautivar comensales en cremas o al horno con ajo, romero y cúrcuma. Un festival para la vista, el gusto y el olfato.

Col lombarda

La reina más crujiente del lugar tiñe de ultravioleta jugos vegetales y se alza como protagonista en ensaladillas y guisos. Pruébala cortada muy fina y aliñada con AOVE malagueño y pasas de la Axarquía. No olvides la sal y la pimienta y añade unas gotas de balsámico. De nada.

Arándanos

En batidos, porridges, smoothie bowls… Los arándanos están repletos de antioxidantes y son también el acompañante perfecto para postres y ensaladas. Pruébalos también en mermelada y aporta jugosidad a tus muffins y bizcochos.

Ciruelas

Deliciosas y jugosas, dan vida a compotas y tartaletas con toques especiados de canela. Las recordamos al oler buenos vinos tintos y auguran que el verano está a punto de llegar.

Pruébalas también en guisos junto a un toque de chocolate.