De turismo rural por Madrid

27

El turismo rural o turismo activo está de moda y cada vez cobra una mayor fuerza este segmento dentro del sector. En la región que rodea Madrid pueden vivirse multitud de experiencias den ese sentido. Podemos referirnos al senderismo, cicloturismo, escalada, paintball, tiro con arco, esquí, equitación y hasta piragüismo. Estas actividades nos darán las claves para disfrutar de la naturaleza por nosotros mismos.

La Comunidad de Madrid también ofrece al visitante infinidad de posibilidades de alojamiento en entornos rurales, en los municipios más demandados y en los que aún se goza de una gran tranquilidad. Podemos optar por casa rurales, en las que disfrutar de una forma más independiente, o también elegir entre un sinfín de alternativas de hoteles rurales y de albergues rurales. De hecho, cobra fuerza en Madrid el número de alojamientos denominados “pet friendly”, que permiten la entrada a los animales de compañía a los clientes. Pero también hay que reseñar el elevado número de campings que tiene Madrid ya que además el pasado verano registraron un aumento significativo de las pernoctaciones y de la duración media de las estancias.

Mar de Ontígola, es un enclave de enorme valor ecológico donde es posible practicar el senderismo y la observación de aves. La ribera cultivada en las Vegas el Tajo, el Tajuña y el Jarama es perfecta para los amantes de la naturaleza y las zonas rurales. La Cuenca Media del Jarama cuenta con una orografía muy variada, donde podemos encontrar estribaciones montañosas al norte, cerca de la Sierra, hasta la campiña. En estas áreas podrás sumergirte en el mundo del vino y su producción ecológica. También podrás descubrir todo lo relacionado con la apicultura y la fabricación de la miel.

Sierra de Guadarrama, ofrece un paisaje único que culmina en el Pico de Peñalara, a más de 2.000 metros de altura donde habitan aves, reptiles, anfibios y mamíferos como las ardillas, los lobos y las cabras montés. Hay actividades tan interesantes como observar el lobo en libertad, recoger algunas variedades de setas como el níscalo o la colmenilla, o acercarse a la cabra montés.

Entorno del embalse de El Atazar, es el mayor de la región y cuenta con una estación náutica en la que se pueden practicar vela y remo. Por todo el entorno del embalse hay fantásticas opciones para ciclismo de montaña, rutas a caballo, escalada y parques multiaventura.

Entorno natural de Manzanares el Real y La Pedriza, los apasionados de la escalada, el senderismo, y las rutas en bicicleta tienen una cita ineludible. La zona de Torrelaguna es conocida por la espeleología y el parapente. Además, en las inmediaciones del Pontón de la Oliva hay espectaculares paredes naturales que son ideales para practicar la escalada. En el Valle Alto de Lozoya se pueden realizar rutas a caballo y en bicicleta por paisajes muy especiales.

Y en invierno… con la nieve como gran protagonista, la Sierra de Madrid nos ofrece esquí de fondo y snowboard. Además, a poca distancia de Rascafría, se encuentra Valdesquí, que cuenta con zonas para trineos y juegos en la nieve. En el Puerto de los Cotos, en pleno Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, hay un circuito de 4 kilómetros para la práctica del esquí de fondo y en Navacerrada, además de practicar deportes invernales como el esquí, también encontraremos el punto de partida de gran número de senderos, como, por ejemplo, el famoso Camino Schmid.