Digitalización en la hostelería

95
hostelería

Perfiles en redes sociales página web, correo electrónico… Que la forma en que nos comunicamos ha cambiado no es un secreto, pero ¿realmente necesitan las cafeterías de estas nuevas tecnologías? Si eres de los que piensa que tú y tus actuales clientes sois inmortales, puedes apagar el WiFi y utilizarlo para calzar mesas. Pero si te interesa atraer a las nuevas generaciones y asegurar el futuro de tu negocio, sigue leyendo. En los comienzos de Internet, las empresas volcaban su contenido en la red y los usuarios se lo comían con papas. Así, tal cual. Gracias al santísimo pixel las cosas hoy por hoy han cambiado: todos creamos y consumimos contenido.

Ya que cualquier persona puede generar opiniones, ideas, artículos o fotos sobre cualquier empresa, es preferible tener cierto control sobre qué se dice de nosotros, quién lo dice y dónde se dice. La gente va a opinar sí o sí, entonces, ¿no es preferible estar presente, encauzar conversaciones y contestar comentarios?

Imagina lo siguiente: tienes la terraza llena y todos los clientes te están hablando sobre la calidad de tu café, el tamaño de los pitufos y si tu personal es lo bastante profesional. Hay quienes están contentísimos y alaban tu cafetería y otros no paran de criticarte. ¿Reaccionas ante la situación o ignoras a tus clientes?

Vicente ya no va donde va la gente

Ahora Vicente va donde ve en Redes Sociales que van sus amigos. Vicente ve que su amigo sube una foto a Instagram de un café monísimo. Vicente busca en Google el nombre de esa cafetería: resulta que tiene comentarios positivos, una página de Facebook actualizada y un blog con historias y fotos impresionantes que le ha llegado al corazón. Ya sabes dónde se tomará Vicente su próximo café, ¿verdad?

Pero ojo, que la cosa no se queda ahí, cuando Vicente vaya, también subirá una foto a sus redes sociales, no iba a ser menos, que todo el mundo se entere de lo mucho que mola y de los sitios tan cuquis que conoce. Y así, la cadena sigue.

Pásate al 2.0. Cinco pasos sencillos:

1. Google My Business

Google My Business es una herramienta gratuita con la que gestionar la presencia de nuestra empresa en las búsquedas y mapas de Google. Decide qué fotos y descripción de tu negocio ven las personas que lo buscan en Google y utiliza palabras claves para posicionarte bien: decidir a qué cafetería ir está a un solo clic.

2. Redes Sociales

19,2 millones de personas entre 16 y 65 años utilizan las redes sociales a diario en España. Facebook sigue siendo la red por excelencia seguida por WhatsApp e Instagram, la cual no para de ganar usuarios. ¿Sigues pensando que tus potenciales clientes no están en la red?

3. Web

Si todas las grandes marcas tienen web, por algo será. Aprovecha su potencial para presentarte, mostrar todo lo que ofrece tu empresa y captar mails. Cautivar a tus clientes con las palabras y fotografías justas para crear el deseo de visitarte es la clave para ser una cafetería o restaurante top.

4. Blog

Ser la solución a las inquietudes de tus clientes es posible gracias a un blog: crea contenido relevante y conecta emocionalmente con ellos para colarte en su corazón y su memoria. ¿La consecuencia? Crearán conexiones en su cerebro que conectan tu marca con lo que les haces sentir y desearán visitarte.

5. Email Marketing

Mandar un mail con un asunto goloso es aumentar las probabilidades de que la información que mandamos sea leída. ¿Imaginas colarte en la bandeja de entrada de tus clientes para informarles de tus nuevas ofertas, lo mejor de la semana en tus redes sociales o blo creando una relación de confianza? Es tan fácil como captar sus mails en tu web. Crear y mantener una estrecha relación con tus clientes hará que te tengan presente aunque no estén físicamente en tu cafetería.