El Museo de Nerja rescata un antiguo escudo del siglo XIX

20
El Museo de Nerja rescata un antiguo escudo del siglo XIX

El Museo de Nerja, dependiente de la Fundación Cueva de Nerja, ha incorporado a su exposición permanente un antiguo escudo de la ciudad, datado del siglo XIX, gracias a la donación de José Gámez Iranzo, vecino del municipio que, a través del historiador de Frigiliana Adolfo Moyano, contactó con la dirección del espacio expositivo para que fuera exhibido.

De este modo, desde el museo nerjeño han informado de que la pieza, una vez comprobada su autenticidad, ha pasado a formar parte de la sección de la Puebla de Nerja en el siglo XVIII, ya que su origen, en cuanto a la heráldica, pertenece a este marco temporal.

El ejemplar, han añadido, labrado en mármol blanco y con unas dimensiones de 52 por 86 centímetros, estuvo colocado en la fachada de la antigua Casa Consistorial, construida en 1816 en la plaza Balcón de Europa y que fue demolida en 1964, siendo rescatada por uno de los operarios que, intuyendo su valor, evitó que la tiraran durante la limpieza de un antiguo almacén, han expuesto.

De este modo y gracias a la difusión realizada por el museo sobre las distintas donaciones recibidas en los últimos meses, José Gámez Iranzo se animó a realizar esta importante cesión, que responde a la iniciativa del museo para recepcionar documentos y piezas relacionadas con el municipio que puedan contribuir a conocer mejor su historia y etnografía.

Una pieza de gran valor histórico

En concreto, este escudo de armas de Nerja consta de dos espadas en aspa, sobre las que se coloca un áncora o ancla con corona real en la parte superior, han detallado, apuntando que se trataba de la insignia perteneciente a los patrones de Matrícula de Mar con acción distinguida por Carlos III en 1786, momento en el que Nerja era sede de una Ayudantía de Marina.

Asimismo, han continuado, se encuentra documentado en el desaparecido altar de San Telmo, en la iglesia de El Salvador, sufragado a finales del siglo XVIII por el gremio de matriculados de mar, siendo adoptado por el Ayuntamiento nerjeño en fecha desconocida.

Además, desde el espacio cultural han explicado que la pieza carece de la corona real, al haber sido eliminada del escudo durante la Segunda República, comprendida entre 1931 y 1939, han concluido.