Gastronomía marinera, del mar a la mesa

10

Cuando denominamos un plato como marinero nos llega rápidamente la imagen de un pescado sin mirar más allá. La realidad es que la cocina marinera es mucho más. Sabores que se mezclan con la gastronomía más innovadora, aromas en los que percibes la tradición y un sinfín de detalles que educará los sentidos de los menos foodies y harán gozar a los paladares más exigentes, así es la gastronomía marinera, que ha experimentado un espectacular auge en los últimos años y está revolucionando los fogones de medio mundo.

Si queremos buscar aquellos platos más característicos de la cocina marinera, comprobaremos que los guisos y platos de cuchara son los que más abundan. El motivo es sencillo. Antiguamente cuando los marineros regresaban a sus casas tras eternas jornadas, o días, trabajando en la mar, necesitaban platos consistentes, potentes de sabor y cargados de nutrientes para recuperar las fuerzas para los duros días venideros. Costumbrismo y modernidad en la cocina del mar está a la orden del día y Toñi Sánchez, creadora del blog www.micocinacarmenrosa.blogspot.com, lo sabe muy bien. Aunque la cocina tradicional, la de siempre, esa que pasa de generación en generación con el boca oreja o en alguna libreta antigua que madres o abuelas nos han dejado, sigue teniendo su encanto. Hay que aprender a mantenerla, así como darla a conocer a aquellos que no vivan en la costa y no tengan a su alcance estos platos joya.

Con este planteamiento Toñi, junto a la Asociación Cultural Amigos de la Barca de Jábega, quienes publican la revista trimestral Cuadernos del Rebalaje, han creado y Recetario Marengo.

Encontraremos algunas recetas pero, sobre todo, es un ejemplar para cultivarse sobre cuál es la base, el origen de la cocina del mar. Todo lo escrito en el recetario está pensado para ponerlo en práctica, “sin perder la esencia de las recetas populares utilizando solo los ingredientes de antaño, aquello que un malagueño de hace décadas podía encontrar en el mercado”, tal y como la propia Toñi cuenta. Aunque la riqueza gastronómica radica en el toque que cada mano da un mismo plato, pudiendo probar una misma receta y que cada una tenga matices muy diferentes. De ahí la frase que tanto se repite de “la gastronomía no es una ciencia exacta”. Si queréis probar estas recetas de antaño y tener un ejemplar del recetario, sólo tenéis que acceder a la web www.amigosjabega.org y descargarlo. Es gratuito y seguro que os hacéis un poquito más expertos en la cocina malagueña del mar.