La Milla, un oasis en Marbella

253
milla

Luis Miguel Menor y César Morales son los propietarios de La Milla Marbella Gastrobeach. Si se os viene a la mente la imagen de un chiringuito como tantos que pueblan la Costa del Sol, caeréis en un error. La Milla no es un chiringuito, es un restaurante a pie de playa donde vais a encontrar un entorno privilegiado, en de las playas de Marbella, un producto de mucha calidad que está muy bien trabajado y un lugar exquisito para celebrar un evento. En definitiva, un oasis frente al mar de donde os vais a llevar un trocito de felicidad en el estómago.

Luis Miguel está curtido en La Cónsula y en el Hotel Los Monteros, entre otros lugares, él es quien lleva la batuta de la cocina. César, que tiene el mando de la sala, estudió en Les Roches y ha pasado por el Hotel Gualdamina, Don Carlos y Los Monteros. Fue precisamente en este último donde ambos coincidieron y sumaron inquietudes y deseos para darle forma a lo que tienen hoy entre manos, La Milla Marbella.

A ambos les auguro un futuro prometedor porque si algo tienen en común es esa inquietud que caracteriza a los emprendedores de su edad, el deseo por dar lo mejor en su casa, la constancia en el trabajo y una amabilidad infinita hacia sus clientes y proveedores.

¿Cómo surgió abrir La Milla?

César Morales: En 2102 coincidimos profesionalmente en el Hotel Los Monteros. Luismi era el chef ejecutivo y yo el director de Alimentos y Bebidas. Aunque a finales de 2013 me fui a trabajar en otros proyectos, seguimos teniendo contacto.

Luis Miguel Prieto: Hubo un momento en el que vimos la oportunidad. Salió la concesión por parte del Ayuntamiento y empezamos a darle forma al proyecto.

¿Pasó mucho tiempo desde que empezasteis a trabajar en el proyecto hasta que distéis el primer servicio?

César Morales: En 2014 fue cuando el Ayuntamiento empezó a abrir los sobres de las empresas que se presentaban al concurso para la concesión. Competíamos con otras muy fuertes. ¡A mí me pilló en Bali de luna de miel! La verdad que todo se alargó mucho.

Luis Miguel Prieto: Hasta marzo de 2015 no nos entregaron las llaves y hasta que inauguramos pasó un mes y medio más o menos.

¿Cuáles fueron las primeras dificultades?

César Morales: Nosotros veníamos de trabajar en hoteles grandes, acostumbrados a grandes infraestructuras, y aquí tuvimos que empezar con una mucho más precaria.

Luis Miguel Prieto: Te tienes que adecuar al momento. La operativa era muy dificultosa, pero hemos crecido en estas tres temporadas que llevamos con el restaurante abierto y nuestras expectativas son muy altas. Queremos seguir mejorando y creciendo porque podemos hacer muchas cosas. Queremos ser la mejor opción para cuando vengas a comer a la playa.

¿Y las mejores anécdotas?

César Morales: (Risas) Han sido tiempos de correr mucho. Como no teníamos demasiado espacio al principio nos quedábamos sin mercancía y teníamos que ir a por más.

Luis Miguel Prieto: Ahora es distinto, tenemos infraestructura suficiente y podemos abrir todos los días dando un servicio estupendo.

¿Qué propuesta gastronómica vamos a encontrar en La Milla?

César Morales: Nuestra carta está basada en la gastronomía mediterránea y los productos de la zona hechos a nuestra manera. Aquí todo está controlado para dar el mejor servicio, desde la vajilla y el cristal de calidad, hasta el máximo respeto por el producto, una carta de vinos de más de 140 referencias o un Gin Corner con marcas premium. La Milla no es un chiringuito, es un restaurante a pie de playa, y como tal todos los detalles están cuidados al máximo.

Luis Miguel Prieto: Para nosotros, 2017 está siendo el año de ir un paso más allá. La Milla ya es una marca conocida. Clientes de Madrid vienen porque se lo han contado allí y eso para nosotros es un orgullo.

¿Cuáles son vuestros próximos planes?

César Morales: Queremos seguir trabajando para ser un referente, afianzar la marca La Milla. Estamos muy contentos con todo lo que hemos hecho desde que abrimos y queremos seguir en esa senda.

Luis Miguel Prieto: Queremos seguir creciendo y afianzando la celebración de eventos: bodas, celebraciones familiares, eventos con grandes marcas y empresas. Estamos en un entorno privilegiado y tenemos la infraestructura, el servicio y el producto para hacerlo. Estamos trabajando en esta línea y queremos seguir creciendo en ella.