Alhaurín de la Torre inicia la primera Ruta de la Cazuela

shutterstock_410518471 (1)

El Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre (Málaga) ha arrancado este pasado lunes la primera Ruta de la Cazuela y Postres de Cuaresma, una iniciativa impulsada por el Consistorio y las asociaciones empresariales como herramienta de promoción gastronómica, comercial y turística. Un total de 28 establecimientos participan en este proyecto, ofreciendo consumiciones exclusivas por 2,5 euros, incluyendo la bebida.

El alcalde, Joaquín Villanova, concejales del equipo de gobierno y responsables de Fedelhorce y de la Asociación Centro Comercial Abierto, que han apoyado esta campaña organizada por el Área de Comercio del Ayuntamiento, han visitado algunos de los bares y restaurantes que forman parte de esta ruta, que durará hasta finales de esta semana.

Los vecinos y visitantes podrán recorrer los establecimientos, degustando su tapa o postre y provistos de un documento oficial denominado ‘Tapasporte’, que se deberá ir sellando a medida que se consuma en cada bar o restaurante adherido. Con un mínimo de cinco validaciones, tendrá derecho a votar por la mejor cazuela y postre, lo que implica que el voto popular será decisivo a la hora de elegir a los ganadores y, además, cuantos más sellos tenga el documento, los consumidores podrán acceder a sorteo de regalos: lotes de productos de ‘Sabor a Málaga’, tableta e incluso una televisión. Para ello, se habilitarán urnas en cada local para depositar el ‘Tapasporte’.

Igualmente, se ha instaurado un concurso paralelo llamado ‘Hazte un selfie en la ruta’, en el que se irán subiendo fotos a las redes sociales y donde las mejores imágenes obtendrán también obsequios como fines de semana en hoteles.

Para los hosteleros participantes se han establecido estas cuatro categorías de premio: mejor cazuela por votación popular, mejor postre por votación popular; mejor cazuela por jurado técnico y mejor postre por jurado técnico. En todos los casos, el establecimiento ganador obtendrá 200 euros en metálico y una cerámica artística personalizada.

Desde la organización han destacado la calidad y la innovación de los platos, por lo que los participantes «harán el esfuerzo de presentar su creación culinaria vinculada a la Semana Santa de forma esmerada y, en la medida de lo posible, con productos de Sabor a Málaga», han afirmado en un comunicado.

El aspecto tecnológico se ha cuidado al máximo para contribuir al éxito y la participación, con una aplicación web específica con micrositios para cada establecimiento, geolocalización, fotografías, vídeos, información sobre bases, ganadores, etcétera. Al tiempo, se repartirán miles de carteles, trípticos, mapas callejeros y en torno a unos 8.000 ‘Tapasportes’.

De esta forma se pretende impulsar la actividad económica y las ventas en la hostelería local a través de un evento singular, de alcance lúdico y cultural en torno el entorno del área metropolitana de Málaga, donde residen unos 185.000 vecinos, en una época además de numerosos flujos turísticos.