Siete vinos, vermús y licores para acompañar las comidas en la próxima Navidad y durante 2023

En Navidad buscamos la compañía de los seres queridos, preferiblemente alrededor de una mesa para comer, beber y conversar. Elegir adornos, diseñar el menú y cocinar con esmero forman parte del ritual del banquete navideño. La comida cobra un protagonismo especial, y también la bebida. Escoger los mejores alimentos tiene tanta importancia como decidir qué vinos, vermús y licores los acompañarán. Para facilitar la selección, aquí destacamos varias propuestas de varias bodegas.

VERMÚ KRAUEL

El vermú de las bodegas Krauel se elabora de forma artesanal siguiendo una fórmula original de 1892. Se obtiene macerando vinos secos y dulces, en este caso Pedro Ximénez y Moscatel, junto a botánicos seleccionados. Muestra un color tostado y desprende un intenso aroma a cacao, clavo, pimienta negra, cáscara de naranja, café y regaliz.  Lo mejor es servirlo con abundante hielo y acompañado de una rodaja de naranja, mandarina o lima con los aperitivos. 

LICOR DE LA ABUELA DE MEMBRILLO

Licores de la Abuela produce en Alfarnate, desde hace más de quince años, el típico licor resoli, que se prepara con café, anís seco, azúcar, agua y especias. También ofrecen otros sabores como el de la frambuesa, la endrina o el membrillo. Para estas navidades recomendamos el licor de membrillo, que se elabora macerando el jugo de la cocción de esta fruta otoñal con anís, vino tinto y almíbar para aportar dulzor. Por su acidez marida muy bien con postres o meriendas dulces.

VINO LOS FRONTONES DE BODEGAS EXCELENCIA

Frente a los restos de la ciudad de Acinipo, en Ronda, las Bodegas Excelencia continúan la tradición romana de producir vino. De las cinco referencias que comercializan destacamos Los Frontones, un coupage de cuatro variedades (Cabernet Franc, Cabernet Sauvignon, Tempranillo y Syrah) criado en barrica de roble francés durante doce meses bajo la supervisión del enólogo Juan Manuel Vetas. Combina con platos y alimentos de sabor fuerte como estofados, piezas de caza,  bacalao, arroces o quesos.

VINO ARCOS DE MOCLINEJO DE BODEGAS DIMOBE  

Arcos de Moclinejo Dulce es la propuesta de Bodegas Dimobe para las reuniones navideñas. Esta empresa familiar tiene su origen en Moclinejo aunque desde que se fundó en 1927 se ha expandido hasta controlar casi 40 hectáreas repartidas entre la Axarquía, Ronda, Antequera y los Montes de Málaga.  Y es de los Montes de Málaga de donde proceden las uvas Pedro Ximén, de la vendimia de 1974, con las que elaboran este dulce natural trasañejo, apropiado para prolongar la conversación tras los postres.

VINO ARIYANAS DULCE DE BODEGAS BENTOMIZ

Ariyanas Naturalmente Dulce procede de Bodegas Bentomiz, ubicadas en Sayalonga, donde producen una gama de diez vinos típicamente axárquicos, elaborados con uvas autóctonas, la Moscatel de Alejandría y la Romé, y aplicando la técnica del asoleo. Les caracteriza la mineralidad, que les da un agradable toque amargo y salino. Se recomienda maridar este vino con quesos u otros aperitivos y, sobre todo, con postres que incluyan entre sus ingredientes frutas tropicales como el mango o la fruta de la pasión. 

VINO ECOLÓGICO DEHESA DEL ZARCO

Dehesa del Zarco es una bodega joven y familiar ubicada en Pilas (Sevilla). Se trata de un vino tinto ecológico elaborado de forma artesanal. No emplean herbicidas ni pesticidas y para la fermentación utilizan las propias levaduras de la uva autóctona. Se recomienda especialmente para acompañar guisos y carnes rojas, si bien puede ser también una buena elección para los postres y quesos.

VINO MONTE FACO DE UCOPAXA

Un vino de UCOPAXA (Unión de Cooperativas Paseras de la Axarquía) será el perfecto acompañamiento al marisco. Monte Faco Moscatel Seco está elaborado exclusivamente con uvas Moscatel de Alejandría de cepas de más de 70 años recogidas manualmente. Resulta fresco, equilibrado, sabroso y con un suave sabor amargo. Esta apuesta combina a la perfección con mariscos, pero también puede acompañar a los pescados.