La Cava, su relación con los fenicios y el vino

131
lacavasumiller1

“A mí me gustaría que la gente no se estancara en un solo vino o una sola marca, sino que probara diferentes denominaciones de origen y que abriera la mente”.
La brisa del mar con su olor a salitre y el cálido sol de la Axarquía se entremezcla con los sabores de la cocina axárquica y son el escenario perfecto para disfrutar de una buena copa de vino en un paseo marítimo. En Maenoba, hoy Torre del Mar, ya se conocían en tiempos de fenicios esas habitaciones donde se almacenaban las ánforas repletas de vinos, aceite y gárum de la tierra como “CAVAS”. Y es en la vinoteca “La Cava” donde entrevistamos a su sumiller.
¿Cómo surge la idea de La Cava?
Surge con la búsqueda de innovar sobre la temática de los vinos en Torre del Mar, sobre todo con una cantidad de vinos importantes. Además, somos tienda de vinos de manera que todo lo que hay, se puede consumir dentro del establecimiento, algo que surge como novedad en la Axarquía. Trabajamos en acercar la cultura del vino entre la población.

¿Cuál es el elemento diferenciador de La Cava con respecto a otras vinotecas?
Nuestro concepto. Aquí contamos con un amplio número de referencias y de diversas categorías diferenciándonos de otras vinotecas que existan la Axarquía. Nos basamos exclusivamente en los vinos nacionales, prestando especial atención a los vinos de Málaga que tienen gran potencial. Hacemos hincapié en la zona de la Axarquía, ya que son buenos vinos y se elaboran en nuestra zona. El cliente se puede encontrar una gran gama de productos a unos precios muy buenos para poder llevárselo a casa, consumirlo aquí o ambas cosas.

Todos los jueves organizáis catas de vino con maridaje ¿Cuál es el estilo gastronómico de La Cava?
lacavatorredelmarNos basamos mucho en los sabores de la zona y también del resto de Málaga. Sobre todo, creemos que es fundamental asociar un vino de Málaga con un producto malagueño. Por ejemplo, si es un vino de la Axarquía, utilizamos frutos como el mango, el aguacate o productos como la sardina de La Caleta, todo relacionado. Junto con Miguel, que es nuestro cocinero, trabajo en equipo para ver qué elementos encajar para que la cata esté bien maridada.

 

¿A quiénes van dirigidas estas catas, a personas expertas o a público en general que se está acercando a la cultura enológica?
Nosotros lo que queremos es acercar el vino a la gente y que esa gente se acerque al vino. Es indiscutible, que si nosotros ponemos un nivel muy elevado en la cata, no nos acerquemos al público general. Lo que queremos es que la gente se acerque al vino. Tenemos un nivel básico que crece poco a poco con el nivel de conocimientos que adquiera nuestro público.

¿Cree que el sector agroalimentario y gastronómico turístico y cultural ha contribuido en el desarrollo económico en los últimos años a la provincia?
Es indiscutible, ya no sólo con la vorágine generada en la televisión y los medios de comunicación que han ayudado mucho, sino que las personas ya quieren conocer el producto, de dónde viene, cómo se cultiva, cómo se transforma y se elabora…Conociendo el origen del producto se le da valor. Málaga está creciendo de una manera impresionante y cuando viajamos fuera de la provincia nos lo preguntan: ¿qué pasa en Málaga que estáis haciendo mucho por los productos, los vinos, cocineros, chefs y sumilleres?

¿Cómo evoluciona la Axarquía en el turismo gastronómico?
Es cierto que con respecto a la zona de la Costa del Sol Occidental, la zona oriental crece de forma más lenta. Es verdad que la Costa del Sol occidental evoluciona más rápido por el tipo de turismo que se acerca con otros niveles económicos. Pero aquí en la costa axárquica, tenemos algo muy importante: personas que residen durante buena parte del año y que viven de forma más tranquila y pausada. Por ejemplo, vienen aquí a tomarse una copa de vino con tranquilidad, sin prisas. Los vinos de la Axarquía son reclamados por los que visitan esta tierra. Cuando les ofreces la carta de vinos, es normal que pregunten por algo de la zona. Quieren conocer su sabor. A mí me gustaría que la gente no se estancara en un solo vino o una sola marca, que probara diferentes denominaciones de origen, que abriera la mente. Los elaboradores han hecho mucho por el vino, lo han mimado y cuidado durante el proceso. En Málaga ha cambiado el concepto que se tenía de que sólo se elaboraban exclusivamente vinos dulces. El vino dulce ha mejorado muchísimo su calidad muy reconocida internacionalmente, y los vinos blancos, tintos y rosados están adquiriendo muy buena prensa.