La Junta abre mercado para el aceite de oliva andaluz en Corea del Sur

La Junta de Andalucía ha organizado un encuentro comercial para impulsar el consumo de aceite de oliva virgen extra andaluz ante los potenciales consumidores de Corea del Sur, mercado que presenta importantes oportunidades de negocio, ya que factura anualmente más de 55.000 millones de euros en alimentación. La cita ha tenido lugar entre el 24 y el 28 de octubre, en el hotel Four Points Sheraton de la ciudad de Seúl.

Este encuentro organizado por TRADE, a través de Extenda, ha incluido un seminario de cata; una presentación del sector del aceite de oliva en Andalucía; reuniones B2B, en las que han participado una veintena de importadores coreanos; y visitas a diferentes puntos de venta gourmet y de canal de la hostelería y la restauración de Seúl. Asimismo, un total de 29 profesionales del sector agroalimentario han asistido a la cata de AOVE, que incluyó una sesión formativa y un menú degustación.

Según los datos de Extenda, Andalucía es líder mundial en exportaciones de aceite de oliva a Corea del Sur, con un 65% más que toda Italia en 2021. Entre enero y agosto de 2022 las ventas se han incrementado un 52%, hasta alcanzar los 42 millones de euros, el mejor registro alcanza nunca para este periodo.

La cata de AOVE organizada a través de esta promoción en Seúl fue dirigida por Jiwon Kwak, una experta en aceite de oliva que trabaja con multitud de empresas productoras seleccionando e introduciendo aceites de oliva virgen españoles en Corea del Sur. Además, organiza talleres de cata y maridaje de aceite de oliva.

De igual modo, las empresas andaluzas han tenido la oportunidad de realizar entrevistas con importadores y distribuidores de alimentos de Corea del Sur, tanto de forma individual como agrupada, para presentarles su oferta de calidad en un sector, el del aceite de oliva, que se ha convertido en un gran nicho de mercado al alza, tras la pandemia causada por la Covid-19.

Los informes de mercado de Extenda indican que el consumidor coreano promedio no tiene actualmente mucho conocimiento sobre el aceite de oliva. De hecho, no suele distinguir el aceite de oliva virgen extra del normal, aunque sea consciente de que el virgen extra es de mayor calidad. La principal característica del consumidor coreano es que es bastante fiel a una marca que ya haya conocido, por haberla usado en el extranjero o por haberle sido recomendada, y seguirá adquiriendo la misma en el futuro.

Otros factores importantes en la elección son la imagen del producto (formato y diseño del envase) y la información disponible en el etiquetado, que también tienen un rol fundamental en la elección del consumidor.

Finalmente, cada vez son más los coreanos que se informan online sobre las marcas disponibles antes de acudir a los puntos de compra. De hecho, las compras de aceite de oliva a través de internet han aumentado en los últimos años, hasta superar el 9% de las ventas totales, en parte por la cantidad de información disponible en las propias webs de compra.

MARCAS DE JAÉN Y SEVILLA

Las empresas andaluzas que han participado en la misión proceden de las provincias de Jaén (Oleofer, Jaencoop, Oleícola Álvarez y Green Gold Olive Oil Company) y Sevilla (Azzait y Migasa).

La organización de esta acción por parte de Extenda será cofinanciada con fondos procedentes de la UE a través del P.O. FEDER de Andalucía 2014-2020, dotado con una contribución comunitaria del 80%, o cualquier otro Programa Europeo susceptible de cofinanciar esta acción.

DESARROLLO ECONÓMICO EN COREA DEL SUR

Corea del Sur se encuentra entre los países más competitivos del mundo, no teniendo desequilibrios en su economía ni una fuerte dependencia de otros países. En los últimos 60 años ha experimentado una de las mayores transformaciones económicas del mundo, convirtiéndose en uno de los principales mercados de interés de Asia.

Dadas sus limitadas dimensiones geográficas, la insuficiencia de recursos naturales y el tamaño de su población, el país ha prestado especial atención al desarrollo de tecnología e innovación para promover el crecimiento, pasando de ser una nación predominantemente rural y agrícola a ser un país urbano e industrializado.

Su capacidad para exportar tecnología moderna de calidad es indiscutible, así como su capacidad para importar todo aquello que necesite para mantener su evolución y su población, tendiendo en cuenta su gran solvencia económica y el equilibrio en su saldo comercial.

OPORTUNIDADES EN ALIMENTOS Y BEBIDAS

Los datos de Icex indican que el mercado coreano presenta grandes oportunidades para las empresas españolas del sector de la alimentación y las bebidas. La oferta de productos españoles tradicionales, como el aceite de oliva, las aceitunas, los embutidos, las conservas de pescado y el vino se han incrementado en los últimos años.

El aumento del poder adquisitivo de la sociedad coreana en las últimas décadas, junto a la mayor apertura comercial desde el año 2011, gracias al acuerdo de libre comercio firmado con la UE, hace que Corea del Sur sea uno de los destinos de mayor interés en Asia para la diversificación de las ventas de las empresas andaluzas.

LIDERAZGO DE ACEITE DE OLIVA ANDALUZ EN COREA

El pasado año 2021 Corea del Sur importó aceite de oliva por valor de 107 millones de dólares, de los que el 68% era de procedencia española (73 millones de dólares), país líder por encima de Italia (24,8%). Del total español más de la mitad (60%) fueron ventas de procedencia andaluza, 44 millones de euros, con lo que sólo Andalucía acapara 4 de cada 10 euros del aceite de oliva que compra Corea del Sur, un 65% más que toda Italia

En los primeros ocho meses de 2022, las ventas alcanzan ya los 42 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 52% respecto al mismo periodo de 2021 y una cifra récord desde que se tienen estadísticas oficiales. Con estos datos además casi se alcanzan, en ocho meses, las exportaciones totales del año completo 2021.

Asimismo, Andalucía se posiciona como la comunidad líder en ventas de aceite de oliva al continente asiático, con el 67% de las exportaciones nacionales, muy lejos de la segunda, Cataluña, con el 22,3% (14,1 millones).

Las provincias que más exportan aceite de oliva a Corea son Córdoba, con ventas por 26,8 millones en los primeros ocho meses de 2022, el 63% del total, que ha duplicado sus datos un 119% con respecto al mismo periodo del año anterior; Sevilla, con 13,3 millones, el 31% y una bajada del 4,1%; y Málaga, con 1,1 millones, el 2,7% y un crecimiento del 1,8%. Jaén exportó aceite de oliva por 946.000 euros (2,2%) y una subida del 91%; y Granada facturó 87.000 euros (0,2%), con un aumento del 163%. Finalmente, y con una reducida factura exportadora, se encuentra Almería, con 21.000 euros.